~ Trabajo energético ~

Así como tenemos una anatomía física, también tenemos una "anatomía energética".

El cuerpo físico se puede entender como la expresión más densa de la energía, y es sólo uno de los cuerpos que forman nuestra anatomía energética.

Los efectos del Tratamiento Energético cambian de manera positiva la influencia del campo energético.

También tenemos “cuerpos sutiles”, que a veces son referenciados como el componente emocional, mental y espiritual de nuestro cuerpo.

El campo energético humano o "aura" The human energy field or “aura” nos rodea y penentra en nuestro cuerpo físico.

Hay una gran variedad de descripciones e imágenes del campo energético de fuentes antiguas y modernas.

Tamién hay variaciones en este modelo, pero muchas descripciones se refieren al aura como capas.

Algunas, aunque no todas, enfatizan la importancia de los chakras que son centros de energía donde importantes intercambios de la misma tienen lugar..

 

El Tratamiento Energético es una terapia natural (holística).

Puede trabajar codo con codo con la medicina tradicional con resultados sorprendentes, tratando al ser humano en su conjunto en lugar de a la suma de sus partes.

Es una receta para la salud, la felicidad y el bienestar.

Puede traer a tu vida una visión, claridad, significado, proósito y una dirección.

Como una luz brillante en la oscuridad.

Es una técnica de curación suave y no invasiva aunque potente, diseñada para devolver el equilibrio y revitalizar tu sistema energético.

Los beneficios terapéuticos del Tratamiento Energético en mente, cuerpo y espíritu son varios, gracias a su habilidad para estimular la respuesta curativa natural del cuerpo a todos los niveles simultáneamente.

En qué situaciones puede ser beneficioso el Tratamiento Energético:

• Estress emocional diarios

• Alivio del sufrimiento y el dolor físico.

• Incremento de la vitalidad y la energía vital

• Claridad de la mente

• Eliminación de viejos patrones y creencias que te limitan

• Dificultades en tus relaciones

• Hacer frente a los cambios de la vida

• Mejoras en todos a niveles, mente, cuerpo y espíritu.

• Desarrollo personal y Concienciación

• Crecimiento Espiritual

 

El obejetivo del tratamiento energético es la armonización y equilibrio de los flujos de energía en el cuerpo, eliminación de bloqueos y estimulación de la capacidad de auto-curación, para permitir que esta tenga lugar.

Para aprovechar todo lo que un tratamiento energético puede ofrecerte, no necesitas estar enfermo para comprobar los beneficios.

Puede tomarse como un tratamiento único, o como ayuda a otros tratamientos de medicida tradicional.

Sin embargo, cuando la mayoría de la gente se da cuenta de que se encuentra mal repetidamente, como si estuviesen chocando contra un muro o estancados en una patron de comportamiento que les resulta familiar, los tratamientos energéticos les ayudan a salir de ellos y les brindan apoyo.